El Soberbio: por falta de colectivos, vecinos pagan hasta 2 mil pesos para llegar en remiss al pueblo

La situación se repite en distintas localidades por las restricciones en la circulación del transporte local entre poblados. El diputado Isaac Lenguaza y el concejal Juan “Turú” González (ambos del Pays) reclaman respuestas al Ejecutivo Municipal.

En muchas localidades del interior la situación es la misma: vecinos de parajes rurales deben pagar entre dos y tres mil pesos a un taxi o remis -o incluso a otro vecino- para trasladarse al “pueblo” a realizar trámites impostergables, ya que por la pandemia no hay servicio de transporte de pasajeros entre poblados y parajes.

No se trata de la restricción del transporte interurbano que se encuentra vigente desde el inicio de la cuarentena en Misiones -y que también perjudica-, sino de la inactividad del transporte considerado “local” que presta servicios dentro de los municipios. En el caso de la prestataria de El Soberbio, no consigue que les aprueben los protocolos para reactivar la tarea y al perjuicio directo hacia los usuarios se suma la crisis por la inactividad.

“Esto también pasa en otras comunas”, explicó el legislador Isaac Lenguaza al hacerse eco del fuerte reclamo de los vecinos por la afectación. Es que en las picadas y parajes no tienen acceso a servicios y oficinas públicas elementales, como el hospital, el correo, los cajeros o las sucursales del banco, Emsa, supermercados, etc. “No se trata de que quieran trasladarse de una ciudad a otra, sino desde sus pequeños poblados rurales hacia el centro urbano” señaló al advertir que los afectados se sienten discriminados ya que otras actividades funcionan con normalidad. “Imagínense cómo se siente un vecino de colonia Primavera que no puede ir a comprar su remedio a la farmacia del pueblo cuando se entera que en Posadas los pasajeros viajen parados en las unidades de transporte”, agregó.

Por su parte, el edil del Pays “Turú” González solicitó, mediante un proyecto ingresado al Concejo Deliberante, que se habilite por lo menos un servicio diferencial entre los parajes Paraíso, Fisco, Monteagudo y otros del área rural con una frecuencia diaria como mínimo, para posibilitar que los vecinos tengan una alternativa y dejen de pagar fuertes sumas para viajar. “Vienen a cobrar el IFE y resulta que de los 10 mil, dos mil se les van en el viaje” lamentó.

Tanto el legislador como el concejal coincidieron que la aprobación inmediata de los protocolos locales también favorecerá el control para evitar contagios, ya que el viaje en vehículos particulares o taxis con pasajeros apretujados podría favorecer la aparición o propagación de casos.